Telatiroplena.com, periodismo serio, social y humano

Por: Alfredo Felipe Martínez Agamez

Sin lugar a dudas, los que abrieron la puerta de la presidencia del senado fueron: José Name Terán en el año 1984 y Pedro Martín Leyes en el año 1987, estos dos caciques políticos dejaron huellas en sus simpatizantes. Estos  líderes que representaban a la ciudad de Barranquilla, lograron irrumpir  en los años 80 en la cerrada y un tanto mezquina política capitalina. Ellos dejaron los cimientos para que la nueva sangre de intrépidos políticos de esta ciudad  y de la costa caribe, hoy ocupen importantes escaños en la política nacional.

Armando Bendetti Villaneda, quien el 2010 fue elegido presidente del senado y en su momento el más joven en ocupar tremenda responsabilidad; José David Name Cardozo, hijo del fallecido Name Terán, ocupo la presidencia en el año 2014; Efraín Cepeda Sarabia, quien representa las banderas de conservatismo en Barranquilla, también logró ser elegido como presidente del senado en  el 2017.

Hoy el turno es para Arturo Char Chaljub, miembro de la casa política del cacique Fuad Char, y quien pertenece a Cambio Radical,  se posicionó este 20 de julio, como presidente del congreso 2020 -2021, esta elección se da dentro un mundo de interrogantes y polémicas en todo el país.

Lo que sí está claro, es que los políticos de la costa caribe, poco a poco han llegado a tener protagonismo en la política nacional, para algunos positivamente, para otros con un sabor agrio y amargo.

En muchos rincones de casas políticas, se habla que ya llegó la hora que el país, tenga un mandatario costeño. La pregunta es ¿Quiénes serán esos valientes que se le medirán a la contienda con la política capitalina?

De igual manera, se baraja la idea, que representantes del Cauca y valle del cauca, podrían estar preparados para entrar en la contienda por habitar  la casa de Nariño.

Amanecerá y veremos cómo se desarrolla la cosa política en este país, lleno de turbulencias y situaciones por resolver.